ShareThis

Contra Reforma de Ley del Aborto en Espana....

Agentes de Policía al paso de la manifestación: Foto: Sergio de la Torre
Agentes de Policía al paso de la manifestación: Foto: Sergio de la Torre

La Plataforma y la Coordinadora salen a la calle para protestar contra la reforma de la Ley del Aborto

Aunque las une su rechazo a la reforma del ministro de Justicia Ruiz-Gallardón, ambas organizaciones, que convocaron por separado, acabaron manifestándose juntas para defender la práctica de un aborto libre, gratuito y despenalizado
últimoCero
Valladolid
Dos organizaciones ante una misma lucha, pero enfocada desde posturas distintas que, finalmente, se manifiestan juntas frente a un único ataque. Así se puede describir a la oposición a la reforma de esta ley, que este viernes se concentraba inicialmente por separado en Fuente Dorada y los Juzgados a las 20 horas de la tarde y que luego, unos minutos más tarde, confluyó en Fuente Dorada para manifestar conjuntamente su rechazo a una reforma que introduce graves retrocesos en los derechos conseguidos hasta ahora por las mujeres.
Ambas convocatorias se convirtieron finalmente en una única manifestación con medio millar de participantes que acabaron exigiendo a gritos la dimisión del ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, a las puertas de la sede provincial del PP (calle Alcalleres) ante la atenta mirada de más de media docena de agentes de Policía que custodiaban la entrada.

Manifestación, a las puertas de la sede el PP. Foto: Sergio de la Torre
"Queremos abortar al Partido Popular y que lo paguen ellos", "Vosotros, machistas, sois los terroristas", "somos mujeres, no incubadoras", "fuera los rosarios de los ovarios", fueron sólo algunas de las consignas que los manifestantes corearon durante una manifestación en la que no faltaron jocosos cánticos referidos a los progenitores del ínclito ministro: "Qué desilusión, qué desilusión, el padre de Gallardón no tenía condón".
Una de las organizaciones participantes era la Plataforma por una Sexualidad y Aborto Libres, que actualmente está integrada por Acción Feminista, ADAVASYMT, Bloque Obrero, CGT, CNT, IU, Liza, Comunistas de Castilla, el Foro Feminista, Mujeres Castellanas, Tejiendo en Morado y UJCE. Formada hace apenas un año, su postura se encamina a la defensa delderecho a practicar un aborto libre y gratuito, sin plazos ni supuestos, y sobre todo despenalizado. La Plataforma, que había convocado a la gente a las 20 horas de la tardeen la plaza de Fuente Dorada, lideró una comitiva que realizó un recorrido que partió de Fuente Dorada y que siguió por la calle Santiago hasta llegar a la sede del Partido Popular.
Paloma Pelegrina, una de sus integrantes, reconocía esa misma mañana que en los días previos habían estado muy pendientes de la tramitación de esta reforma en el Consejo de Ministros, para así poder convocar a todas las personas interesadas en mostrar su rechazo a su contenido: "Desde la Plataforma nos reunimos con una periodicidad de quince días. Ya estábamos viendo que se rumoreaba que se tramitaría el día 13, 20 o 27. Hemos estado muy atentas a estas fechas para poder convocar a una manifestación que pudiera hacerse el día que finalmente fuera a promoverse la reforma. Pasada la fecha del día 13, el lunes 16 quedamos las de la Plataforma y acordamos pedir un permiso para manifestarnos el día 20 y el 27. El miércoles vimos a través de infoLibre que se aprobaría este viernes, así que hemos convocado la manifestación para hoy. El Partido Popular está actuando con nocturnidad y alevosía, aprovechando las fechas de vacaciones. Llevan dos años demorando la aprobación de esta reforma. Es el único punto que quieren cumplir de su programa".

Pancarta de la Plataforma por una Sexualidad y Aborto Libres. Foto: Sergio de la Torre
Las integrantes de la Plataforma por una Sexualidad y Aborto Libres, que el pasado 25 de noviembre realizaron una representación teatral contra la violencia de género en la plaza de Portugalete y que celebrarán su próxima reunión el lunes 13 de enero, dejaron clara su postura este viernes. Defienden su derecho a la interrupción voluntaria del embarazo ymuestran su rechazo al ministro de "in-justicia", Gallardón, responsable de querer quitar a las mujeres "lo poco" que "hemos logrado" con la lucha feminista: "poder abortar en la Sanidad pública hasta las 14 semanas".
"La despenalización parcial del aborto en el 85", aseguran, "fue un avance fruto de nuestra lucha, que aunque insuficiente, desenmascaró la posición política del PSOE respecto al aborto, lo cual quedó corroborado en la última reforma, donde 25 años después lo mantuvieron como delito". Ahora, "por las presiones de sectores ultraconservadores como la jerarquía de la Iglesia católica quieren dejarnos sin nuestro derecho a decidir libremente y seguir considerándolo como un delito tanto para las mujeres como para los y las profesionales".
Por ese motivo, tal y como afirman, "exigimos que se respete el derecho de las mujeres, incluidas las menores, a decidir, que se garantice nuestro derecho de acceso a un sistema sanitario público, que no se utilice la objeción de conciencia como argumento para impedir este derecho, que se establezcan políticas reales y efectivas de planificación familiar así como anticonceptivos gratuitos y formación para la juventud, que se incluya en el sistema educativo la educación en igualdad así como la completa despenalización del aborto".
Manifiesto
Al finalizar la manifestación, La Plataforma leyó un comunicado que comenzaba con estas palabras: "Después del anuncio de este retroceso tenemos que aguantar que Gallardón hable de los derechos y libertades de las mujeres y no se le caiga la cara de vergüenza. Nos trata de víctimas, detrás de lo cual se esconde una profunda ideología machista y patriarcal que no considera a las mujeres como sujetos autónomos, capaces y con derecho a decidir por nosotras mismas".
"El estado nos reprime de mil formas, y una más y muy dura para nosotras, es negarnos el derecho a decidir sobre nuestro cuerpo y nuestra maternidad. Esta sociedad patriarcal entiende que las mujeres somos propiedad de los varones y que no estamos capacitadas para tomar decisiones, por ello quiere seguir con la apropiación y el control de nuestro cuerpo y de nuestra sexualidad. El maltrato institucional nos aboca a la violencia estructural. Sin respeto a nuestras decisiones no hay futuro en igualdad para las mujeres", señalaban más tarde.
Por otro lado, la Coordinadora de Mujeres de Valladolid, que está integrada por ADAVASYMT, Mujeres Rondilla, Mujeres Castellanas, el Foro Feminista, Izquierda Unida, PSOE, STECYL, CCOO, Movimiento contra la Intolerancia, la Fundación Triángulo, Amnistía Internacional y Juventudes Socialistas y que lleva funcionando desde hace más de veinte años, decidió manifestar su rechazo a la reforma de la Ley del Aborto invitando a unaconcentración frente a los Juzgados de la calle Angustias de Valladolid, prevista también a las 20 horas, que acabó trasladándose hasta Fuente Dorada para unirse a la convocada por la Plataforma.

Pancarta de la Coordinadora de Mujeres. Foto: Sergio de la Torre
Nina Infante, representante de la Coordinadora de Mujeres, exponía con estas palabras su posición en torno a este tema: "Esta reforma hará que volvamos a 1985, una época en la que se hacían registros en las clínicas y en la que las mujeres eran detenidas por abortar.Las mujeres que decidan abortar van a seguir haciéndolo. La única diferencia es que las que tengan los medios para hacerlo lo harán fuera del país mientras que las más pobres irán abortando de la manera que puedan, generalmente a través de medios infrahumanos. El punto fundamental que nos lleva a rechazar esta reforma es que se pasará de tomar el aborto como un derecho a tomarlo como un delito. La posibilidad de abortar es un derecho universal, no vamos a tolerar que la ley nos lleve de nuevo al año 85.Debemos trabajar en la prevención y en la educación desde la escuela. Desde la Coordinadora seguiremos teniendo nuevas reuniones para seguir mostrando nuestra repulsa a esta reforma. También queremos advertir a todos los partidos políticos a qué nos exponemos todas las mujeres con ello".
La Coordinadora de Mujeres, que reconoce que en 1985 se produjo en España, "gracias a la lucha feminista, una despenalización parcial de la interrupción voluntaria del embarazo", admite también que tuvieron que pasar "25 años, hasta 2010, para una reforma de la ley más avanzada, pero aún con muchas limitaciones". Según afirman sus integrantes, el aborto es un "derecho fundamental" que "no puede ser objeto de intercambio con los estamentos religiosos y sociales más reaccionarios".
Tal y como indican, "no podemos permitir que el actual gobierno del PP pretenda situar nuevamente a las mujeres en el roll de madres, esposas y cuidadoras", denuncia que acompañan de un par de datos: el 89,77% de las interrupciones voluntarias del embarazo se produjeron en las 12 primeras semanas de gestación y sólo el 2% de los abortos se realizan en la Sanidad pública, lo que, según dicen, conlleva la privatización encubierta de la prestación.
Por todo ello defienden el "derecho a la interrupción voluntaria del embarazo y a la libre decisión de las mujeres: sin interferencias, sin condicionantes, sin tutelas ni penalizaciones" y reclaman que no se atente "contra los derechos fundamentales de las mujeres y que NO se modifique de manera restrictiva la actual Ley Orgánica 2/2010 de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo".
Entre sus peticiones están "la ampliación de los derechos reconocidos en el texto vigente, como es el caso de la creación de Centros de Planificación Familiar", "que se impartaeducación afectivo-sexual en los currículos escolares en forma de asignatura obligatoria tanto en colegios como en institutos" o que "la anticoncepción tenga el mismo tratamiento financiado que otros productos de farmacia y parafarmacia dentro del sistema sanitario público". También reclaman la "despenalización total del aborto voluntario y que se asegure la plena capacidad de las mujeres, incluyendo las jóvenes, para tomar decisiones sobre su maternidad y sobre sus vidas, ya que el requisito de los 3 días de reflexión y el sobre informativo representan un intento de ejercer presión sobre las mujeres y solamente es un obstáculo a la libre decisión".
Asimismo, desde la Coordinadora indican que esta cobertura "debe estar garantizada en cualquier momento del embarazo si supone un peligro para la salud de la mujer", piden que se asegure "a las mujeres inmigrantes que se encuentren en situación administrativa irregular" la "total prestación sanitaria también para acceder a la interrupción voluntaria del embarazo", así como el desarrollo de un "protocolo común para todo el Sistema Nacional de Salud que asegure la prestación efectiva de la interrupción voluntaria del embarazo en la red sanitaria pública".

0 comentarios: